Planes de mar para el fin de semana: 5 lugares para practicar esnórquel • #JoMenjoPeix
julio 27, 2020

Planes de mar para el fin de semana: 5 lugares para practicar esnórquel

Una de las formas de vivir el mar de cerca es practicando esnórquel y nuestras costas esconden lugares ideales para disfrutar de esta actividad, apta para pequeño y mayores. Hoy nos acercamos a la Costa Brava para descubrir 5 rutas para practicar esnórquel, ¿nos acompañas?

1- Roses. Ruta de Cala Rostella – Punta Des Bergantí:

La Cala Rostella es una cala virgen. El fondo marino cuenta con posidonia y otros invertebrados como esponjas, erizos de mar, anémonas, babosas, pulpos … y los peces habituales de la zona: tordos, sargos, obladas, etc. La ruta que se propone, de poco más de un kilómetro, esconde un secreto, el mercante Melchuca. En 1968, un temporal en el Cap de Creus hizo chocar el barco con el islote Masa de Oros y el mercante naufragó en Cala Montjoi, justo frente al islote del Bergantín. En los agujeros del casco de El Melchuca se esconden congrios, y morenas.

2- Santa Cristina de Aro. Playa de Canyet – Playa del Senyor Ramon:

Uno de los rincones marinos más espectaculares de la Costa Brava, donde podemos ver posidonia y una gran variedad de peces: sargos, escórporas o la zarpa, uno de los más frecuentes en esta zona. El recorrido consta de 1.350 metros por un fondo poco profundo donde también encontraremos fondo de roca, con numerosas cuevas y grietas donde se esconde una gran variedad de peces y nacras.

3- Calonge. Cala de les Roques Planes:

Es una de las playas más sorprendentes de la Costa Brava. Formada por grandes rocas redondeadas por el paso de los milenios, es una peculiar y atractiva cala con una importante vida subacuática, ideal para la práctica de la esnórquel. La visión es óptima debido a la claridad y tonalidad turquesa de sus aguas.

4- L’Escala. Illa Mateua – Punta dels Cinc Sous:

Esta ruta cuenta con uno de los fondos marinos más valorado de la Costa Brava. Una gran vida animal donde son habituales los cangrejos, los erizos y una gran población de peces (babosas, lisas, sargos …), la ruta cuenta con dos túneles sumergidos y los restos de un barco hundido, el Cotentin , un remolcador de la marina francesa que hizo aguas en 1963 por culpa de una tramuntanada.

5- Castell-Platja d’Aro. Cala Rovira (Platja dels Escalencs)- Cala del Pi:

Se trata de una cala situada en un tramo marítimo del macizo de las Gavarres. Este itinerario submarino consta de 760 metros de longitud. El recorrido transita por un fondo muy variable de roca, bloques de roca, guijarros, grava y arena, con praderas aisladas de posidonia y muchos peces, con predominio de la lubina, la lisa, el salmonete, el sargo y la sepia.

Así pues, pónte las gafas y las aletas que es hora de disfrutar de nuestro fondo marino!